La casa del clima – “Klimahaus Bremerhaven 8° Ost“

Puertas entre la Antártida y la Selva Tropical
Un viaje a lo largo del octavo grado de longitud a través de todas las zonas y climas del mundo en pocas horas - la nueva casa del clima “Bremerhaven 8º Ost” ofrece esta gira. ¿Cómo se sienten los diferentes climas en nuestra Tierra – de 38 centígrados con una humedad del 85 por ciento hasta seis grados bajo cero, pero secos? Estas situaciones extremas también son un reto para los elementos de construcción que deben probar su eficacia en cualquier zona – especialmente las puertas que a menudo se exponen a un clima distinto en cada cara. Las puertas cortafuego (Teckentrup, Verl – Alemania) son un ejemplo: Conducen tanto del desierto de arena como de zonas glaciales a escaleras de emergencia “de clima neutral”. 

Este gran proyecto pretende simular un viaje por el mundo a lo largo de los 8 grados 34 minutos de longitud este. Aquí se encuentran Bremerhaven y las otras estaciones: Suiza, Sardinia, la zona del Sahel, la selva tropical africana, la Antártida, Samoa, Alaska y la pequeña isla Langeness en el mar de Frisia. Cada destino dispone de un propio sector de exposición. Allí se puede sentir el clima característico y observar la flora y fauna. Breves películas y tableros de exposición demuestran los fenómenos climáticos de cada región. Otras áreas de exposición explican cómo los elementos fuego, agua, tierra y aire determinan el tiempo y el clima; las perspectivas del desarrollo climático en la Tierra y qué puede hacer cada uno de nosotros para proteger el clima (y el medio ambiente). En un estudio meteorológico los visitantes se enterarán cómo se elaboran los pronósticos del tiempo y cómo se producen los informes meteorológicos para la televisión. Las partes del edificio no accesibles al público ocupan casi el mismo espacio como la exposición. Para que los climas tan extremadamente distintos puedan existir bajo un sólo techo fué necesario p.ej. la instalación de un equipamiento técnico del edificio muy complicado y seis escaleras de emergencia atraviesan el complejo para poder evacuar el edificio rápidamente en el caso de producirse un incendio. 

 

Puertas unen el mundo
Pocos de los visitantes se fijarán en las puertas. Sin embargo, juegan un importante papel. “Siempre deben funcionar como puerta de emergencia y en cualquier clima del mundo”, constata Horst Herbor, asesor técnico de Teckentrup. A pesar de las más extremas condiciones, sólo se aplicaron puertas del programa estándar del fabricante. “Ni siquiera aplicaciones tan difíciles requieren complicadas soluciones especiales”, afirma Herborg.

Los detalles técnicos muchas veces marcan la diferencia - p.ej. en las puertas cortafuego y cortahumo entre sectores de incendio en pasillos muy frecuentados: Para que la junta inferior no sea arrastrada en la apertura y el cierre, se baja recién cuando la puerta está cerrada. “De esta manera se reduce el desgaste aún cuando la puerta sea muy frecuentada”, explica el ingeniero director de la obra Dipl.-Ing. Horst Nixdorf del despacho de ingenieros agn. Esta solución combina perfectamente la protección contra fuego y humo con la durabilidad aún en casos de frecuente uso.

La seguridad también juega un papel importante en el paseo apto para sillas de ruedas – a pesar de tratarse de un escenario exigente y realista, la exposición es accesible también para minusválidos. Sensores controlan el radio de giro de las puertas automáticas. Detienen la hoja cuando el sensor detecta un obstáculo. Retenedores electromecánicos mantienen las puertas abiertas en los pasillos que unen dos sectores de incendios y que generalmente permanecen abiertas. Detectores de humo garantizan que las puertas se cierren seguramente en caso de incendio. 

Modelos de una o de dos hojas, muchos formatos, varias puertas con accionamiento eléctrico y sensores, otras con control de acceso especial (tarjeta codificada), función antipánico en muchos lugares – en la casa del clima había que planear cada puerta individualmente, casi no hay elementos idénticos. “Una puerta de emergencia pues no es un registro de acceso a la chimenea de cables” resume Herborg, el experto para puertas.  Otro criterio de distinción es el color aplicado por el cliente, en el mayor de los casos se trata de un decente color gris o negro, permitiendo que las puertas se mantengan ópticamente en el fondo. La “puerta del cielo“ – el acceso para dar una "escapada” al universo – es el punto creativo culminante: Esta puerta ha sido pintada muy detalladamente formando así parte del escenario.


Montaje fácil – transporte difícil
La instalación de los elementos de construcción se llevó a cabo sin problemas – incluyendo muchos detalles como el exigente ajuste final de las puertas automáticas. A la hora de instalar las puertas ya se habían retirado las grúas y los ascensores podían utilizarse sólo de forma limitada, por ello incluso el transporte se convirtió en "trabajo manual”.